¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? (Incluyendo extracto de hoja)

En el apasionante viaje que es el embarazo, es común que las mujeres se cuestionen si pueden o no disfrutar de ciertos alimentos. Uno de los interrogantes más recurrentes es si las aceitunas están permitidas durante esta etapa tan especial. Y no solo eso, también nos adentraremos en el mundo de los extractos de hoja, ¿son seguros para las embarazadas? En este artículo resolveremos todas las dudas y te brindaremos la información necesaria para que disfrutes de una alimentación equilibrada y segura durante tu embarazo. ¡Sigue leyendo!

Última actualización el 25 de septiembre de 2021

Las aceitunas son un antojo común entre las mujeres embarazadas, por lo que es comprensible que se cuestione su seguridad durante el embarazo. En este artículo, repasaré todas las variedades de aceitunas disponibles y veré si todas son seguras para las mujeres embarazadas.

¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? Las aceitunas enlatadas, enlatadas o en frascos son mucho más seguras para las mujeres embarazadas que las aceitunas curadas de una tienda de delicatessen o de una barra de aceitunas. Es mucho menos probable que las aceitunas tratadas térmicamente se contaminen con listeria. Cocinar aceitunas las hace seguras para comer.

Hay muy poca información disponible sobre las aceitunas para mujeres embarazadas, por lo que investigué la investigación científica que aborda si las aceitunas pueden ser una fuente de listeria y cómo hacerlas más seguras durante el embarazo.

Aceitunas y Listeria – Lo que necesitas saber

Las mujeres embarazadas suelen ser conscientes de que muchos productos delicatessen, como las ensaladas preparadas y los embutidos, deben evitarse porque son susceptibles a la contaminación cruzada y pueden albergar listeria (si es así, puede obtener más información sobre los embutidos aquí). probablemente coma durante el embarazo).

Un estudio de 2004 encontró que la listeria sobrevive a la mayoría de los métodos tradicionales de preparación de aceitunas «curadas».Cuanto más tiempo se almacenen las aceitunas, incluso en el frigorífico, el grado de contaminación puede aumentar. El estudio recomendó que el tratamiento térmico es la única forma garantizada de hacer que las aceitunas sean significativamente más seguras (Fuente: Revista de protección de alimentos).

Las aceitunas “tratadas térmicamente” vienen en latas o frascos y tienen una textura más suave. Han sido pasteurizados o esterilizados, lo que mata la listeria. Las aceitunas que no han sido tratadas térmicamente todavía tienen un mordisco firme. Las delicatessen suelen tener la variedad curada, así que compruébalo primero..

La forma de almacenar las aceitunas también puede marcar la diferencia. Otro estudio encontró que la salmuera de oliva en lugar de aceite puede inhibir el crecimiento de patógenos transmitidos por los alimentos como listeria y E. coli, dependiendo de la cantidad de sal que se use (Fuente: PubMed).

Las aceitunas almacenadas y servidas en un recipiente abierto son más susceptibles a la contaminación cruzada.

Estos hallazgos se aplican a todas las aceitunas, incluidas las verdes, negras, Kalamata, etc. La variedad o el color no hacen diferencia. Se debe prestar especial atención a cómo se curan y almacenan las aceitunas y si se tratan térmicamente (pasteurizadas o esterilizadas) o no.

Finalmente:

  • Se deben evitar las aceitunas curadas tradicionalmente en una tienda de delicatessen.
  • También se deben evitar las aceitunas que se sirven en recipientes abiertos (como un buffet, una barra de aceitunas o en una tienda de delicatessen o en el refrigerador de una tienda).
  • Las aceitunas tratadas térmicamente (directamente de la lata o del frasco) son mucho más seguras durante el embarazo
  • Las aceitunas conservadas en salmuera pueden ser más seguras para comer que las en aceite o adobo
  • Las aceitunas tratadas térmicamente son seguras para consumir durante las primeras etapas del embarazo, el primer trimestre y más allá.

Si ya comiste aceitunas en una tienda de delicatessen o en una barra de aceitunas, ¡no entres en pánico! La probabilidad de infectarse con listeria sigue siendo baja extremadamente bajo. Evitar las aceitunas encurtidas sólo sirve para reducir un riesgo que ya es pequeño.

Es mejor seguir con aceitunas enlatadas o en frascos tratadas térmicamente durante el resto del embarazo, o calentar o cocinar las aceitunas, lo que mata a la mayoría de los patógenos, incluida la listeria.

Si ya has comido aceitunas delicatessen no necesitas hacer nada más a menos que experimente síntomas inusuales (por ejemplo, dolor, náuseas, síntomas leves parecidos a los de la gripe que no son normales en usted). En este caso, contacte inmediatamente a un médico.

¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? (Incluyendo extracto de hoja)

¿Las mujeres embarazadas pueden comer aceitunas rellenas?

Algunos tipos de aceitunas se rellenan con otros alimentos, como por ejemplo: B. aceitunas verdes rellenas de pimiento morrón, aceitunas reina rellenas de queso o con relleno de anchoa. Existen muchos rellenos de aceitunas y varían de un país a otro.

La buena noticia es que si comes aceitunas enlatadas o en frascos tratadas térmicamente, el relleno (no importa lo que sea, pero más comúnmente pimienta de Jamaica) también es seguro durante el embarazo porque también fue tratado térmicamente durante el proceso. Todas las aceitunas rellenas son seguras si provienen de una lata o un frasco.

Se deben evitar las aceitunas curadas rellenas de una tienda de delicatessen por las razones mencionadas anteriormente. Las aceitunas en sí no se tratan térmicamente, ni tampoco el relleno. Algunos pueden estar rellenos con otros rellenos que es mejor evitar, como el queso azul tierno. Quizás también te interese este artículo sobre qué quesos son seguros para el embarazo.

Alimentos que contienen aceitunas y seguridad durante el embarazo

Las aceitunas no siempre se comen solas, por lo que aquí hay algunos platos frecuentes con aceitunas y su seguridad durante el embarazo.

  • tapenade de oliva debe tratarse como un pastel de verduras o para untar. Las versiones estables (no refrigeradas), las que se ven en un estante en un frasco, son seguras para comer durante el embarazo. Debes evitar las versiones frescas que encuentres en el frigorífico porque no están esterilizadas ni pasteurizadas.
  • Aceitunas en una pizza – Por lo general, provienen de una lata o frasco y, de ser así, es completamente seguro comerlos durante el embarazo. Si no estás seguro, pregunta en la pizzería. Alternativamente: si las aceitunas se colocaron en el horno de pizza como parte del aderezo, se calentarán hasta tal punto que serán seguras incluso durante el embarazo.
  • aceitunas en ensalada – Normalmente son ensaladas enlatadas o en vaso, por lo que son seguras. Sin embargo, primero pregunta si no preparaste la ensalada tú mismo.
  • Aceitunas horneadas en pan – Son seguros durante el embarazo ya que han sido cocinados durante el proceso de horneado del pan.
  • aceitunas cocidas – por ejemplo en pasta puttanesca, en frittata u otros platos calientes. Todos estos son seguros porque se calientan lo suficiente como para que las mujeres embarazadas los coman de manera segura.
¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? (Incluyendo extracto de hoja)

¿Es seguro el extracto de hoja de olivo durante el embarazo?

El extracto de hoja de olivo se utiliza a menudo para tratar resfriados, tos y otras dolencias menores. Existe información contradictoria sobre si el extracto de hoja de olivo es seguro para las mujeres embarazadas o no.

Según el Journal of Primary Health Care, las mujeres embarazadas pueden tomar extracto de hoja de olivo, pero no en cantidades superiores a las que se encuentran en los alimentos (Fuente: JPHC). Esto excluiría las cantidades de extracto de hoja de olivo que se encuentran comúnmente en los suplementos.

Salud mundial afirma que no se ha establecido una cantidad terapéutica estándar, no se ha establecido un nivel máximo seguro y que las mujeres embarazadas deben evitar el extracto de hoja de olivo ya que tampoco se ha establecido su seguridad durante el embarazo.

La Asociación Estadounidense del Embarazo advierte contra algunos suplementos a base de hierbas (aunque el extracto de hoja de olivo no está en su lista).

Recomiendan que, si está embarazada, se comunique con su médico o con un herbolario calificado y experimentado antes de tomar hierbas como el extracto de hoja de olivo como suplemento dietético en lugar de un suplemento dietético (Fuente: apa).

¿Cuáles son los beneficios de comer aceitunas durante el embarazo?

Las aceitunas son una buena fuente de vitamina E, hierro, cobre y fibra, todos los cuales son importantes durante el embarazo (Fuente: WHalimentos).

Las aceitunas tienen un contenido de grasa de alrededor del 10-15% y, por tanto, se utilizan para elaborar aceite de oliva (ver más abajo). La mayor parte está compuesta de un ácido graso monoinsaturado llamado ácido oleico, que se ha demostrado que proporciona varios beneficios para la salud, como una mejor salud del corazón y una reducción de la inflamación (Fuente: PubMed).

Lo único a lo que debes prestar atención al comer aceitunas es a lo siguiente Pueden tener un alto contenido de sodio.(Fuente: USDA) ya sea en salmuera o adobo o cuando se rellenan con productos salados como las anchoas.

Los beneficios de las aceitunas como parte de la “dieta mediterránea” están bien documentados. Esto también se aplica al aceite de oliva, que se analizará a continuación.

¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? (Incluyendo extracto de hoja)

¿El aceite de oliva es bueno para el embarazo?

El aceite de oliva puede ser beneficioso para las mujeres embarazadas, especialmente cuando se consume como parte de una dieta saludable, como la dieta mediterránea. Un estudio de 2019 encontró que cuando las mujeres embarazadas seguían la dieta mediterránea, que incluía aceite de oliva, tenían menos probabilidades de desarrollar diabetes gestacional y reducir el aumento de peso durante el embarazo (fuente: MÁS).

Otro estudio encontró que consumir aceite de oliva durante el embarazo puede reducir las sibilancias del bebé en el primer año de vida (Fuente: PubMed). El Olive Oil Times también informó que los beneficios del aceite de oliva para su bebé pueden durar hasta la edad adulta, según descubrió la Universidad de Santa María (fuente: Los tiempos del aceite de oliva).

El aceite de oliva es, por tanto, una buena y saludable opción durante el embarazo. Es especialmente beneficioso cuando se agrega a alimentos ricos en nutrientes que debería comer más durante el embarazo, como: B. en ensaladas o verduras, o cuando se agrega a aderezos o salsas.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que el aceite de oliva tiene un alto contenido calórico (40 kcal por cucharadita). Entonces, si le preocupa aumentar de peso durante el embarazo, es mejor usarlo con moderación.

Si no comes aceitunas en forma de aceite, comer aceitunas tratadas térmicamente (como se describe en este artículo) también es una buena opción durante el embarazo.

Este artículo fue revisado y aprobado para su publicación de acuerdo con nuestra política editorial.
Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded



¿Pueden las mujeres embarazadas comer aceitunas? (Incluyendo extracto de hoja)

Frecuentes preguntas sobre el consumo de aceitunas durante el embarazo

Si estás esperando un bebé, es natural que te preocupes por tu alimentación y te preguntes qué alimentos puedes consumir con seguridad. Uno de los alimentos que a menudo genera dudas es la aceituna. En esta artículo responderemos a la frecuente pregunta de si las mujeres embarazadas pueden comer aceitunas, incluyendo el extracto de hoja.

Beneficios de las aceitunas durante el embarazo

Las aceitunas son ricas en grasas saludables, antioxidantes y una amplia gama de nutrientes que resultan beneficiosos para la salud. Sin embargo, el consumo de aceitunas durante el embarazo debe realizarse con precaución y moderación.

La elevada cantidad de grasas presentes en las aceitunas puede ser difícil de digerir para algunas mujeres embarazadas, lo que puede provocar malestar estomacal o problemas digestivos. Además, las aceitunas son alimentos altos en sodio, por lo que su consumo excesivo puede contribuir a la retención de líquidos, un problema común durante el embarazo.

Por otro lado, algunas aceitunas pueden contener un tipo de conservante llamado benzoato de sodio, que puede ser dañino si se consume en cantidades excesivas. Es importante siempre leer las etiquetas de los productos y asegurarse de elegir aceitunas con ingredientes seguros y naturales.

El extracto de hoja de olivo durante el embarazo

El extracto de hoja de olivo es un suplemento alimenticio que se ha popularizado en los últimos años debido a su potencial beneficio para la salud. Sin embargo, su consumo durante el embarazo debe ser supervisado por un médico o profesional de la salud, ya que puede tener efectos anticoagulantes y disminuir la presión arterial.

Se recomienda que las mujeres embarazadas consulten siempre a su médico antes de tomar cualquier tipo de suplemento, incluyendo el extracto de hoja de olivo.

Conclusión

En resumen, las aceitunas pueden ser consumidas en cantidades moderadas durante el embarazo, siempre y cuando no provoquen molestias estomacales y se elijan variedades con ingredientes seguros. Sin embargo, debido a su alto contenido de sodio y grasas, es importante no excederse en su consumo.

En cuanto al extracto de hoja de olivo, su consumo durante el embarazo debe ser supervisado por un médico debido a sus posibles efectos sobre la presión arterial y la coagulación sanguínea.

Siempre recomendamos consultar a un profesional de la salud para obtener información y asesoramiento específico a tu situación personal durante el embarazo.

Fuentes adicionales:

  1. ¿Cuándo no es conveniente comer aceitunas? – ABC del Bebé
  2. Reducción de la ingesta de sal – Organización Mundial de la Salud


Deja un comentario