Calabacín (calabacín) durante el embarazo: beneficios y seguridad.

El embarazo es una etapa en la vida de una mujer en la que la nutrición juega un papel fundamental tanto para el bienestar de la madre como para el desarrollo saludable del bebé. Entre los alimentos recomendados durante esta etapa se encuentra el calabacín, una verdura deliciosa y versátil que ofrece numerosos beneficios para la salud. En este artículo, exploraremos los beneficios y la seguridad de consumir calabacín durante el embarazo, para que puedas aprovechar al máximo sus propiedades nutritivas sin preocupaciones. ¡Sigue leyendo para descubrir más!

Última actualización el 1 de mayo de 2023

Ya sea que lo llames calabacín o calabacín, esta verdura aporta mucho a la mesa. ¡Te sorprenderá lo beneficioso que puede ser el calabacín!

Además de ser rico en nutrientes y antioxidantes, el calabacín es seguro durante el embarazo y tiene potencial anticancerígeno y genotóxico. Los calabacines también se pueden preparar de muchas maneras diferentes, ¡incluso como postre!

¡Sigue leyendo para aprender cómo prepararlo en casa, comerlo en ensaladas y si las flores son comestibles y seguras!

Los beneficios de comer calabacines durante el embarazo

El calabacín o calabacín es una variante de la calabaza de verano. Es una gran fuente de nutrientes y antioxidantes como carotenoides, vitamina C, minerales y compuestos fenólicos.

Durante el embarazo, carotenoides puede ayudar a reducir el riesgo de preeclampsia, diabetes gestacional y restricción del crecimiento intrauterino (RCIU).

Los carotenoides también participan en el crecimiento y desarrollo fetal, particularmente en lo que respecta al desarrollo cerebral y macular (Fuente: comida electrónica).

vitamina C También es un antioxidante. Es importante durante el embarazo ya que ayuda con la formación de colágeno, la cicatrización de heridas, la absorción de hierro y la actividad antioxidante general (Fuente: USDA).

Minerales También son esenciales durante este tiempo ya que ayudan a reducir las complicaciones fetales y maternas.

Las deficiencias de minerales aumentan el riesgo de desnutrición, anemia, presión arterial alta, diabetes, enfermedades cardiovasculares, preeclampsia, complicaciones del parto, restricción del crecimiento fetal, parto prematuro y aborto espontáneo (Fuente: Revista de investigación clínica y diagnóstica).

Compuestos fenólicos y los polifenoles previenen el estrés oxidativo y la inflamación. Son particularmente útiles durante el embarazo ya que previenen la preeclampsia, el parto prematuro y la restricción del crecimiento intrauterino.

También tienen un efecto positivo sobre la salud fetal y la biodisponibilidad de nutrientes (Fuente: Actualización sobre reproducción humana).

En la medicina popular, el calabacín se utiliza tradicionalmente para aliviar el dolor y los síntomas del resfriado debido a sus efectos antiinflamatorios, analgésicos, antivirales, antimicrobianos e incluso antioxidantes y anticancerígenos.

En un estudio sobre las posibles propiedades anticancerígenas del calabacín, se descubrió que tiene un efecto citotóxico directo que se ve potenciado y potenciado por sus funciones antioxidantes.

Calabacín (calabacín) durante el embarazo: beneficios y seguridad.

El estudio concluyó que el calabacín y sus componentes no sólo son seguros, sino que también pueden prevenir la proliferación de células tumorales y promover su apoptosis o muerte celular (Fuente: nutritivo).

Como la mayoría de las calabazas de verano, los calabacines se suelen servir cocidos. No tiene un sabor fuerte y se cocina rápidamente, lo que lo hace perfecto para comidas rápidas entre semana. El calabacín también se puede añadir a las ensaladas y comerse crudo, como en platos vietnamitas o tailandeses.

En Italia, el calabacín se hornea, se hierve, se fríe o se añade a la pasta. En Francia es un componente de Ratatouille. En Grecia se fríe, se hierve o se rellena con carne o arroz. También se sirve como plato principal, especialmente durante la tradicional Cuaresma.

Rusia, Ucrania, Bulgaria y Serbia prefieren los calabacines rebozados en sémola o harina y luego horneados o fritos en aceite vegetal. Se sirve con crema agria.

En Turquía, el calabacín se suele utilizar para hacer tortitas. Al igual que en Grecia, muchos platos del Medio Oriente requieren que los calabacines se rellenen con carne, arroz y hierbas y se cocinen al vapor (fuente: Propiedades del calabacín).

¿Puedo comer calabacines crudos durante el embarazo?

Puedes comer calabacín crudo si lo lavas bien y lo tratas adecuadamente. Aunque esto no garantiza una protección completa, sí reduce el riesgo de infección con microorganismos patógenos.

Al comprar calabacines, asegúrese de que estén frescos o al menos casi frescos y almacenados correctamente. Elija calabacines que no se decoloren ni se magullen. Para limpiar los calabacines, puedes frotarlos con un cepillo para verduras y lavarlos con agua corriente (Fuente: FDA).

Para obtener más información sobre la mejor limpieza alimentaria durante el embarazo, consulta este artículo aquí.

¿El calabacín frito es seguro para las mujeres embarazadas?

Es seguro comer calabacines fritos durante el embarazo. En muchos países, el calabacín se prepara friéndolo. Sin embargo, debido al contenido de grasa, recomendamos consumir calabacines Friends con moderación.

Demasiada grasa durante el embarazo puede provocar aumento de peso, demasiado colesterol y demasiada leptina en la sangre. Esto también puede afectar el funcionamiento general del sistema nervioso central de los bebés y provocar cambios de comportamiento negativos al nacer (Fuente: Reseñas nutricionales).

Calabacín (calabacín) durante el embarazo: beneficios y seguridad.

¿Se pueden comer flores de calabacín durante el embarazo?

Las flores de calabacín se pueden rellenar y freír. En algunas partes de Grecia, las flores se rellenan con queso blanco o con carne picada, hierbas y arroz y luego se fríen. Si no, se cubren con salsa de tomate y se cuecen al horno (Fuente: Propiedades del calabacín).

Al rellenar calabacines con carne, la carne se debe cocinar a una temperatura interna de al menos 71,1 °C (160 °F) para carne molida y 73,9 °C (165 °F) para carne de ave molida. Además, asegúrese de que los quesos agregados sean seguros para las mujeres embarazadas.

¿Puedo comer pan o pastel de calabacín durante el embarazo?

Al igual que las zanahorias, los calabacines se pueden hornear para hacer pan o pastel. Estos productos son seguros para el embarazo porque están horneados. De hecho, la temperatura en el horno es más que suficiente para matar cualquier bacteria que se esconda en la mezcla para pastel o pan.

Solo asegúrate de que los demás ingredientes de la receta no tengan ninguna contraindicación para el embarazo.

Puedes disfrutar del calabacín con seguridad en ensaladas, platos principales o postres siempre que lo manipules correctamente. ¡También es una adición saludable y versátil a tu plato durante el embarazo!

Este artículo fue revisado y aprobado para su publicación de acuerdo con nuestra política editorial.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Calabacín durante el embarazo: beneficios y seguridad

Preguntas frecuentes sobre el consumo de calabacín durante el embarazo

El calabacín es una verdura deliciosa y versátil que puede ser una excelente adición a la dieta durante el embarazo. Sin embargo, es normal tener dudas sobre su consumo durante esta etapa. A continuación, responderemos algunas de las preguntas frecuentes sobre los beneficios y la seguridad del calabacín durante el embarazo.

1. ¿Es seguro comer calabacín durante el embarazo?

Sí, el consumo de calabacín es seguro durante el embarazo. Es una verdura baja en calorías y rica en nutrientes que puede aportar beneficios significativos para la salud tanto de la madre como del bebé.

2. ¿Cuáles son los beneficios de consumir calabacín durante el embarazo?

El calabacín es una excelente fuente de vitaminas y minerales esenciales, como la vitamina C, vitamina A, vitamina B6, ácido fólico, potasio y magnesio. Estos nutrientes son vitales para el correcto crecimiento y desarrollo del bebé y pueden ayudar a prevenir malformaciones congénitas.

3. ¿El calabacín ayuda a aliviar las náuseas durante el embarazo?

El calabacín contiene altas cantidades de agua y fibra, lo cual puede ayudar a aliviar las náuseas y los malestares estomacales comunes durante el embarazo. Además, su suave sabor y textura lo convierten en un alimento fácil de tolerar para muchas mujeres.

4. ¿Cómo puedo incorporar el calabacín en mi dieta durante el embarazo?

Existen numerosas formas de incorporar el calabacín en tu dieta durante el embarazo. Puedes disfrutarlo crudo en ensaladas, o añadirlo a tus platos cocidos, guisos o sopas. También puedes utilizarlo como relleno para lasaña o hamburguesas vegetales.

5. ¿Hay alguna precaución que deba tomar al consumir calabacín durante el embarazo?

Siempre es importante lavar bien el calabacín antes de consumirlo para eliminar cualquier bacteria o residuo. Además, es recomendable cocinarlo adecuadamente para evitar el riesgo de contraer enfermedades transmitidas por alimentos. Consulta con tu médico o nutricionista para obtener pautas específicas según tu situación.

Recuerda que cada embarazo es único y es fundamental hablar con tu médico antes de realizar cualquier cambio en tu dieta.

Fuentes externas:

  1. NHS: Foods to avoid in pregnancy
  2. NCBI: Nutritional assessment of major and trace elements in the edible tissues of squash (Cucurbita moschata) fruit grown in Nigeria
  3. American Pregnancy Association


Deja un comentario